¿Cómo frenar la obesidad? Las leyes no bastan

 

Por Karina Arancibia Andaur, periodista @comemasymejor
http://comemascomemejor.blogspot.com
http://www.facebook.com/ComeMasComeMejor?ref=hl

Trabajo en el Congreso Nacional en Valparaíso, y he sido testigo privilegiada de la tramitación de diversas leyes. Puertas adentro soy bloguera de temas nutricionales. Por eso desde que comenzó la discusión del proyecto de Ley sobre Composición Nutricional de los Alimentos y su Publicidad seguí con entusiasmo sus avances y retrocesos.

En julio de este año por fin se aprobó el proyecto dando lugar a la Ley Nº 20.606 -conocida como Ley Súper 8, por la conocida golosina- que básicamente prohíbe la venta de productos industrializados (alimentos y bebestibles) altos en sal, grasa y azúcar en establecimientos educacionales. El tema es que para saber aquello que es saludable, es necesario contar con un criterio que deberá estar contemplado en un Reglamento que materialice la Ley, y que deberá estar operativo a más tardar en julio de 2013.

Durante estos meses el tema ha desaparecido de la agenda pública a la espera que el Ministerio de Salud (Minsal) de a conocer el citado reglamento que debe contar con la colaboración de todos los organismos involucrados en el tema: consumidores, laboratorios, productoras de alimentos, centros de investigación, etc. Acordar un criterio no es fácil, por ello hasta ahora el Instituto de Nutrición y Tecnología de los Alimentos (Inta) de la Universidad de Chile , y la Liga Ciudadana de los Consumidores entregaron sendas propuestas al Minsal.

Hasta ahora existen varios puntos que generan controversia: cómo se definirá la medida de referencia (el Inta habla de porción y los consumidores de 100 g/100 ml), la necesidad de distinguir entre productos sólidos y líquidos (Inta no hace esa diferencia y los consumidores sí) y fundamentalmente, las cantidades máximas que determinan el límite entre lo saludable y lo nocivo.

La Ley establece que hay que fijar los límites a la cantidad de grasas totales, grasas saturadas, azúcares totales y sodio, y determinar un límite de calorías. El problema es que la normativa no puede operar hasta que el reglamento esté concluido. El Minsal se dio como fecha máxima marzo del 2013 para presentar dicho instrumento, sin embargo, ello despierta sospechas considerando que las etapas de socialización del texto se han visto retrasadas y hasta ahora nadie sabe si el Minsal recogió algunas de las propuestas mencionadas.

Considero una lástima la tardanza de la tramitación de este reglamento. La ley demoró cinco años en ser aprobada, por lo que como sociedad hemos perdido mucho tiempo esperando que una Ley regule una de las situaciones que fomenta la obesidad infantil.

Se dice que Chile es un país legalista porque creemos que todo se arregla con una norma. En este caso creo que sólo en parte podemos frenar la obesidad con leyes. La propia Ley Súper 8 es letra muerta sin el reglamento, y otras iniciativas que casi no se han movido en el Parlamento como aquella que incrementa las horas de educación física en los colegios, otra que introduce el ramo de educación nutricional en los programas escolares o la que limita la publicidad televisiva o multimedial de alimentos no saludables a menores; podrían hacer mucho.

Lo que no requiere de una ley es cambiar los programas del Minsal tendientes a fomentar una vida saludable. Vemos campañas aisladas organizadas por Elige Vivir Sano, que estarán muy bien estructuradas, pero de nada sirven si no se unifican los esfuerzos que distintos organismos están realizando. Universidades, clínicas, hospitales, laboratorios, establecimientos educacionales, productoras de alimentos, consumidores, agricultores y el Estado están buscando formas para reducir la obesidad de la población, sobre todo de los más chicos. Generar una política pública que unifique todos esos esfuerzos parece una tarea urgente que no requiere de años de debate legislativo.

 

 
Puede dejar una respuesta. Pinging no está permitido.


Una respuesta to “¿Cómo frenar la obesidad? Las leyes no bastan”

  1. Según el Minsal, 67% de los adultos en nuestro país presenta exceso de peso.Chile es el quinto país con más obesidad en el mundo, según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). La población infantil también muestra números preocupantes. Hay que educar nutricionalmente a la poblacion y incentivar el ejercicio y el deporte. Saludos Cordiales.

    Ale del Pino http://www.entrenaya.cl

Dejar una respuesta