Aprueban Estrategia y Plan de Acción en Salud Urbana

Los países de la Región de las Américas, con el apoyo de la OPS/OMS, desarrollarán acciones para atender las necesidades sanitarias de la población de las ciudades, que representan casi el 80% del total.

Así se manifestaron hoy los Estados Miembros de la Organización Panamericana de la Salud a través de la aprobación de una estrategia y plan de acción sobre salud urbana, durante el 51.o Consejo Directivo de la OPS, que se lleva a cabo hasta el 30 de septiembre en Washington, D.C.

La estrategia responde a que los cambios en la vida urbana tienen consecuencias para la salud y requieren actividades multisectoriales para afrontarlos. Abordará temas como la contaminación del aire y sonora, los cambios ambientales, los comportamientos saludables, los entornos saludables, los espacios para la recreación y actividad física, la seguridad humana, la urbanización incluyente, la infraestructura urbana y la violencia.

El crecimiento urbano no planificado ejerce presión sobre los servicios básicos, lo cual dificulta a los gobiernos la tarea de atender las necesidades de la población, explica la estrategia. Esto conlleva varios riesgos como los relacionados con los factores ambientales, sociales y epidemiológicos y los desastres, así como condiciones que afectan la seguridad de la población.

Mientras en 1950 la población urbana mundial representaba el 29% del total (732 millones), en 2008 y por primera vez en la historia, más de la mitad de las personas vivía en zonas urbanas, según las Naciones Unidas; proporción que se estima aumentará al 70% para 2050.

 
Las respuestas están cerradas, pero ud. puede trackback de su propio sitio.